MI PRIMER.....







A veces no dejo de pensar en dejar de pensarte. De ese recordarte de vez en cuando, especialmente cuando se hielan mis huesos Cuando lloro de frío, cruel frió que da la soledad o cuando el bendito 14 no hay tarjeta que comprar. Me pareció verte vitrineando entre mis recuerdos, te diviso con tu sonrisa contenida y tus grandes ojos color miel, sabor dulce que albergaba tus labios. Me pregunto Si estarás igual o los años han moldeado la promesa de mujer que tuve la suerte de conocer. Si te acordaras de mí, de esos besos inexpertos, carentes de técnica que se enfrascaban en una lucha de espasmos y sentimientos nuevos. éramos como dos imanes al menor atisbo de roce. Aun conservo aquel gustito a limón el mismo que comimos juntos el día que le pusimos nombre a nuestra adolescencia.




Podía ver el mar en tus ojos y dibujar constelaciones con tus pecas, 24 en total, sin contar las que tenias en tu pecho y el lunar que adornaba tu comisura, era mi consentido. Te extraño, te recuerdo y me pena el no saber de ti, pero me pena más el que no te hayas despedido.



Nunca sabré si fuiste mi primer amor por que nunca me diste un último beso lo nuestro quedo en puntos suspensivos…..pero me sigues rondando aunque sea en recuerdos, y al recordarnos por un rato me olvido de maldecir esa palabra que tanto daño me ha hecho y que me cuesta incluso escribirla.

1 comentario:

Isabel Romana dijo...

La añoranza del amor, sobre todo del primer amor, dura toda la vida. Y es que en él queda enganchada para siempre nuestra imaginación. Saludos cordiales.